Loading...

CRISTINA 2011

CRISTINA 2011
Menos mal que Macri tiene a la "señora de enfrente" que arregla todos los kilombos y lucha por todos los argentinos

lunes, 5 de marzo de 2012

Habló el asesino y sigue sin entender nada

“Este gobierno ha asociado el campo con la oligarquía y como enemigo de ese socialismo que ellos pregonan, no podemos esperar de esta gente una solución, la única vía es sacarlos del gobierno y no a través de un golpe de Estado, sino a través de los cauces democráticos. Yo, en las últimas elecciones habidas en el país, esperaba que apareciera un líder o un movimiento para hacer frente a lo que vivimos, que todos los dirigentes de la oposición se unieran para combatir esta lacra y salir hacia adelante, pero bueno, no apareció y no fue así. Quisiera ser optimista, pero no puedo, aunque siga peleando desde la cárcel, desde aquí. Quiero dar a conocer al mundo lo que pasa. La consigna del prisionero de guerra es la evasión, mientras que para el preso político la lucha es otra, que es el campo de la política y que es antipático quizá para los militares. Hoy hay que ganar la guerra política a través de los mensajes y los medios de comunicación, y ésa es nuestra función: no quedarnos de brazos cruzados.”

viernes, 10 de febrero de 2012

Otro Flaco

En su discurso de ayer, Cristina hizo una larga y sentida alusión a Spinetta, que aquí se reproduce:
“Quiero terminar recordando a alguien que se nos fue, otro Flaco, que para mí tiene connotaciones, como para todos los de mi edad, muy especiales. Anoche estábamos trabajando con algunos funcionarios en Olivos cuando nos dijeron ‘murió El Flaco Spinetta’. Lo primero que me vino a la cabeza fue la tapa del disco de Almendra, que era un arlequín...la que salió hoy en Página/12, casi me pongo a llorar cuando la veo hoy a la mañana... Me acordaba de ese vinilo, me hicieron acordar de la lágrima, yo no me acordaba, con la flecha esa de goma, hasta los colores me acordaba. Sé que la canción icono era ‘Muchacha ojos de papel’, que nos hizo soñar y ser románticos a todos y a todas, y que todavía me hace soñar, pero yo me acordaba de otra que es menos conocida, que es ‘Fermín’ y está en el LP. Sí, en el LP, le decíamos LP, la verdad, para qué voy a andar disimulando. Aparte El Flaco tenía la misma edad de mi flaco. ¿Del ’50, no, era El Flaco? Y me acordaba de cuando vino acá a dar recitales en el Salón Blanco (que tenemos que retomar, Parrilli..., tenemos que retomar los recitales del primer viernes de cada mes en el Salón Blanco, por favor, lo vamos a hacer). Y Néstor me acuerdo que lo agarró al Flaco Spinetta y lo sentó en el sillón del presidente. El tenía esa costumbre, le encantaba. La gente no quería, primero, y él los agarraba y les decía ‘vení sentate. Se sentó cada uno acá, por qué no te vas a poder sentar vos. Porque más importante que un presidente es cualquier argentino’. La verdad que, más allá de los sufrimientos particulares, hoy se nos fue un cacho de juventud. Almendra y él, que era un poeta, fue el símbolo de toda una generación, como lo fueron Charly y Nito Mestre con Sui Generis, y como fue Vox Dei. La verdad que ayer cuando me dijeron que se había ido, yo dije: ‘La gente como él no se muere. La gente como él se va’ (aplausos). Cuando alguien puede dejar testimonio de lo que hizo en su paso por la vida... al Flaco Spinetta lo vamos a recordar siempre cuando cantemos ‘Muchacha ojos de papel’, el Loco Fermín o el de la Soledad (...) Chau Flaco, ya nos vamos a ver seguramente. En algún momento”.